miércoles, 8 de marzo de 2017

Anotaciones sobre el #8M Día Internacional de la Mujer

Muchas mujeres amanecimos hoy con felicitaciones, rosas, chocolates, regalos y otras cursilerías propias del 14 de febrero o del 10 de mayo.
Gracias a Facebook, Whatsapp, Twitter y demás redes, es posible enviar y reenviar a "todo el mundo" JPEGs o fotitos, tipo tarjetas de felicitación. Y así, nuestras redes se empiezan a inundar de rosas, globos, ositos de peluche, siluetas de mujeres, corazones, paisajes, etc.. con mensajes planos de felicitación, pero otras con frases cursis y ofensivas tales como: 

"soñadoras, atrevidas, complicadas, apasionadas, lindas e inteligentes"
"y Dios dijo: hágase lo más hermoso del universo.... y creó a la mujer"
"La mujer en el hogar es reina que hay que amar"

Y otras cosas así (estoy copiando las que me dolió leer)

La realidad es que NO, hoy NO es un día para felicitar a nadie, ni para celebrar la feminidad (lo que sea que signifique para cada una), mucho menos la maternidad, ni nuestra biología, tampoco eso que algunos creen que es "el gen" de las labores del hogar y de cuidado, "el instinto femenino/materno" (¿existe?), y otras mafufadas del estilo que lo único que hacen es encasillarnos en roles de género: somos mamás (todas), que nos gusta y por amor,  planchamos, lavamos sus calzones y pasamos la aspiradora. NO. 

El 8 de marzo no sirve para esto, ni tampoco para reprochar a las mujeres que han optado por ser mamás de tiempo completo. 

El día internacional de la mujer es un día en que, primero, se conmemora el incendio de una fábrica en Nueva York, en 1904, en donde más de un centenar de mujeres murió calcinada pues el patrón las dejó encerradas dentro. Y la razón: ellas estaban protestando por sus derechos. Así que, hoy, se conmemora a esas mujeres que luchaban para que muchas mujeres hoy tengamos derechos laborales, pero también, se trata de subirnos a sus hombros y reivindicar otros derechos, como lo son la equidad y justicia en el reparto del trabajo del hogar y de cuidado, erradicar la violencia de género, los feminicidios y la violencia sexual. En fin. 

Hoy, mandar corazones ofende, decirnos guapas y mandarnos besos es una afrenta a las mujeres que día a día sobreviven la discriminación, la violencia y la precariedad; es un insulto a las que no sobrevivieron.

Acá dejaré algunas notas que se han publicado a propósito de hoy para que las compartan con esas personitas confundidas que quieren celebrar solo nuestras vaginas.   

¿A tí quién te cuida? de Estefanía Vela

Repensar la Convivencia de los Espacios Laboral y Privado de Regina Tamés

Cuando Cuidar Empobrece (y la ley lo permite) de Luz Helena Orozco

La resistencia Trans de Jessica Marjane

¿Felicitar a las mujeres "en su día"? de Regina Larrea

El trabajo doméstico en la Suprema Corte de Geraldina González de la Vega

Cerrar el abismo entre hombres y mujeres en el mercado laboral de Eva Arceo

Y acá unos videos de Estereotipas:







Clara Zetkin, de soltera Eissner (1857 - 1933) fue una política comunista alemana y una luchadora por los derechos de la mujer. Militó en el Partido Socialdemócrata de Alemania hasta 1917, momento en el que ingresó en el Partido Socialdemócrata Independiente de Alemania (USPD), concretamente en su ala más izquierdista, la Liga Espartaquista, que acabaría formando posteriormente el Partido Comunista de Alemania (KPD). Fue miembro del Reichstag por este partido durante la República de Weimar desde 1920 a 1933. Zetkin se interesó mucho en la política sobre la mujer, la lucha por la igualdad de derechos y el derecho al voto, impulsando el movimiento femenino en la socialdemocracia alemana. Entre 1891 y 1917 editó el periódico "Igualdad" y en 1907 se convirtió en líder de la nueva Oficina de la Mujer del SPD.
Zetkin fué quien propuso que a partir del 8 de marzo de 1911, dicha fecha se considerara el "Día Internacional de la Mujer" o "Día de la Mujer Trabajadora". Hoy mejor conocido como el Día Internacional de la Mujer, declarado así en su 2° segunda conferencia, se conmemora cada 8 de marzo pues en esta misma fecha, pero en 1909, un incendio originado en una fabrica de Nueva York, Estados Unidos; ocasiono que 129 mujeres perdieran la vida.


Carta que envié a mis alumnxs:


Queridxs alumnxs:
Como saben, hoy se conmemora el día internacional de la mujer.
Hoy no se felicita a las mujeres por ser mujeres, hoy se reflexiona sobre la desigualdad, la violencia, la precariedad. 
Hoy se debe ser crítica en contra de las tradiciones y las estructuras que siguen reforzando roles asignados por el sexo con que nacemos.
Hoy, los hombres y las mujeres debemos hacer un compromiso para lograr que haya verdadera igualdad, que las labores del hogar y de cuidado se realicen de manera justa y equitativa, que se reconozcan como trabajo, que a las mujeres nos paguen el mismo salario, que los hombres también tengan flexibilidad laboral para cuidar a sus hijos, que no haya más feminicidios, que no haya trata ni se exploten los cuerpos de las mujeres, que cuando violen a una mujer no se le responsabilice a ella, mejor: que no haya abuso y violencia sexual, que nadie crea que puede abusarnos, que las mujeres podamos decidir sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas, que no se nos vea solo como madres en potencia, que se nos respete como individuas con autonomía, que las niñas tengan igual acceso a educación, que las viejas no vivan en pobreza.
En fin.
Hoy no es un día de poemas, rosas y corazones, hoy es un día de reivindicación de la igualdad.
Lxs invito a conmemorarlo así.


Pensemos el feminismo. 




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails